¿Te da miedo sonreir? Las carillas de porcelana pueden ser tu solución

carillas de porcelana

CARILLAS DE PORCELANA

Tener un buen aspecto y lucir una estupenda sonrisa es algo que a todos nos preocupa. Y no es solo cuestión de estética sino también de salud. En la actualidad, existen muchos tratamientos que nos pueden devolver una bonita sonrisa. Solo tenemos que saber cuál es el tratamiento dental que mejor se adapta a nuestro caso.

Una buena opción son las carillas de porcelana, ya que por sus bondades y características, nos confiere un aspecto muy natural al diente. Además, conseguimos una integración perfecta y una armonía en nuestra sonrisa.

Las carillas o fundas de porcelana nos van a permitir corregir las manchas que podamos tener en el esmalte. Del mismo modo, es una solución para cualquier problema que tenga que ver con el tamaño o la posición del diente.

Las fundas de porcelana son muy resistentes y duraderas. Por ello, son una opción a tener en cuenta para conseguir la sonrisa deseada.

En nuestros laboratorios de prótesis dentales en Huelva, Dentales Sanchís, contamos con grandes protésicos. En Dentales Sanchís te damos el servicio que necesites.

Si tienes una clínica dental no lo dudes, ponte en contacto con Dentales Sanchís.

Prótesis dentales fabricadas con cerámica

Prótesis dentales fabricadas con cerámica

Como ya comentamos en artículos anteriores, las prótesis dentales pueden fabricarse en tres materiales diferentes. Vamos a centrarnos hoy en las prótesis elaboradas en cerámica, que actualmente tienen muy buena aceptación entre los profesionales. Y es que, si se manipulan bien pueden proporcionar al diente artificial unas cualidades muy similares a las de los dientes naturales. Además, son mucho más económicas que las prótesis de circonio.

La cerámica, que también es conocida como porcelana, es un material de origen mineral, que se obtiene por la acción del calor en un horno y posee tres características fundamentales para la fabricación de la prótesis: dureza, fragilidad y a la vez rigidez.

Para la confección de las prótesis dentales, existen distintos tipos de cerámicas, que se pueden agrupar según su temperatura de fusión, que puede ser a alta fusión y a baja fusión; y también por su composición química (porcelana feldespática y porcelana aluminosa).

Evolución de los materiales en prótesis dental: del metal al zirconio

noticia-zirconio

Dentro de la revolución odontológica vivida en las últimas décadas, con constantes y notables mejoras en todos los aspectos que rodean a la medicina bucodental, el zirconio se ha convertido en el rey de los materiales utilizados en prótesis dentales, ya sean coronas, puentes o prótesis fijas sobre implantes.

Los dientes de oro, las coronas con base metálica que dejan a la vista el típico borde negro con la recesión gingival propia del paso del tiempo, o las prótesis de resina están coexistiendo con las soluciones estéticas y resistentes que ofrecen los materiales cerámicos. Entre estos, el más valorado es la zirconia o dióxido de zirconio, un material de alto rendimiento obtenido a partir del mineral más abundante en la corteza terrestre, tanto por sus excelentes cualidades para la medicina protésica como por su alto grado de biocompatibilidad con el cuerpo humano.

Buscando la mayor estética del paciente, las coronas con base de metal empezaron a sustituir el metal por zirconio. Este núcleo consistía en un casquillo creado en un centro de fresado que descansaba sobre el diente o el pilar de titanio del implante, y sobre el cual se cargaba una capa de porcelana o cerámica, que tras un paso por el horno de cocción se tintaba con el color deseado del diente.

El problema de este sistema radicaba en que la unión de ambos materiales, zirconio y porcelana, se agrietaba o incluso rompía. Por ello, y pese a sus evidentes resultados estéticos, las coronas de porcelana con base de zirconio presentaban numerosas contraindicaciones, no aconsejándose su utilización en tramos largos –puentes en los que faltan dos o más piezas-, en molares –por la elevada fuerza aplicada en la masticación- o en pacientes bruxistas o de mordida potente.

La solución llegó con el zirconio monolítico, que permitió superar estos problemas al eliminarse la unión entre dos materiales diferentes. Con una pieza dental íntegramente realizada en un material tan resistente como el zirconio, el diseño en un software CAD-CAM de toda la pieza en un único paso permite obtener una visualización clara del resultado final.

Este avance repercute directamente en el propio paciente, que puede ver un modelo provisional e incluso probarlo, buscando la óptima oclusión y estética, antes de construir la pieza definitiva a partir de un monobloque o pastilla de zirconia en equipos de fresado muy modernos y con los más altos estándares de calidad.

Una vez finalizado el proceso de fabricación de la pieza protésica, ya sea una corona unitaria, un puente o incluso una arcada entera sobre implantes, se le aplica a la misma el color y tono que más se ajuste a cada paciente y se pasa por un horno de sinterización donde se le aplica la temperatura y humedad necesarias para obtener el resultado final.

Las empresas dedicadas a la fabricación de materiales protésicos no dejan de innovar y buscar nuevas evoluciones que permitan obtener resultados más naturales, resistentes y estéticos.

Es el caso de Zirconzahn, que para el sector anterior –los dientes de delante- ha desarrollado la zirconia Prettau Anterior, un material que presenta todas las ventajas del zirconio monolítico pero mejorando su transparencia y permitiendo obtener prótesis 100% blancas, asegurando un tintado totalmente natural que permita mimetizar una pieza protésica con los dientes propios del paciente sin que se note la diferencia.

Fuente: doctorsenis.es